Mon - Sat: 7:00 - 17:00
+ 386 40 111 5555
Mon - Sat: 7:00 - 17:00
+ 386 40 111 5555

Sistema financiero boliviano registra crecimiento récord de utilidades en el 2019

Las utilidades del sistema financiero en Bolivia repuntaron y registraron en 2019 un crecimiento récord de US$328,6 millones, según la estatal Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI).

El economista y ex funcionario del Banco Central de Bolivia (BCB), Luis Ballivián, comentó a Xinhua que los datos proporcionados por la ASFI muestran un registro histórico en el sistema financiero de Bolivia.

«Estos registros evidencian un crecimiento en casi una década y media (14 años) de siete veces. Esta cifra sin duda se constituye en un verdadero récord tomando en cuenta de la situación complicada que vivió el país con una crisis social y política, además de la situación internacional adversa», afirmó.

Destacó que el BCB y el gobierno del ex presidente Evo Morales se hayan concentrado en implementa medidas destinadas a mantener la liquidez del sistema financiero en niveles adecuados, aspecto que permitió mantener la dinámica positiva del crédito y el crecimiento económico, que en los últimos años fue el más alto de la región.

De acuerdo con la ASFI, en 2018 el nivel de las utilidades de la banca bajó a US$280,4, en 2017 llegó a US$316,4 millones y en 2016 a US$322,5 millones.

En 2005 las utilidades de la banca llegaron a US$50 millones, en tanto que en 2006 las utilidades alcanzaron US$91,5 millones, el monto más bajo en el gobierno del entonces mandatario Evo Morales, y a partir de esa fecha subieron de manera progresiva.

A decir de Ballivián, el nivel de las utilidades de 2019 refleja la solidez del sistema financiero, y pese a que los cuentacorrentistas realizaron varios movimientos de sus depósitos en los conflictos de octubre y noviembre «el público sigue confiando en la banca».

Para el analista, este incremento responde a varios factores como el incremento en el número de transacciones financieras que incluyen los créditos de vivienda, precisamente por ser 2019 un año electoral e incierto en varios aspectos.

Consideró que en los últimos años el sistema financiero se vio afectado por la excesiva regulación, la fijación de cupos de cartera productiva y de vivienda social.

No obstante, recomendó que el sistema financiero continúe con su apoyo al crecimiento económico del país.

El informe de la ASFI mostró que el 79% de las utilidades generadas por las entidades financieras el año pasado corresponden a los bancos múltiples, el 11,6% al banco público Unión y el 4,3% a las instituciones financieras de desarrollo.

El restante 5,1% se reparte entre las cooperativas de ahorro y crédito abiertas, las entidades financieras de vivienda, el Banco de Desarrollo Productivo y los bancos pyme (pequeña y mediana empresa), según datos de la ASFI.

El secretario ejecutivo de la Asociación de Bancos Privados de Bolivia, Nelson Villalobos, explicó este viernes a un medio televisivo que pese a que los depósitos crecieron a menor ritmo desde 2016, los bancos emplearon la liquidez disponible y colchones financieros para sostener el ritmo creciente de los créditos que generó resultados en las utilidades.

«Es cierto que el sistema bancario requiere retomar el equilibrio entre el aumento de los depósitos y de los créditos, con la finalidad de precautelar la salud, solvencia y sostenibilidad del sistema financiero, porque es un gran indicador de la dinámica económica del país», aseveró.

Sobre la posibilidad de algún riesgo de iliquidez financiera bancaria, Villalobos dijo que ante esa eventualidad existen diversos mecanismos para moderar los riesgos, desde el mercado bursátil hasta créditos de liquidez del BCB, no obstante reafirmó la solvencia y fortaleza del sistema financiera boliviano. 

Autor: Xinhua – Fuente: América Economia

Read more

Hyundai Venue: un novato que recoge la experiencia de la familia

Hyundai es una de las marcas que muestra un crecimiento exponencial en la última década. El resultado no es casual, puesto que la firma coreana ha sabido leer las exigencias y requerimientos de los usuarios. Así, por ejemplo, ha logrado dar vida a una familia de SUV que goza de enorme éxito, la que ahora se completó con el Venue, modelo compacto que abre la puerta al segmento A de los utilitarios urbanos.

Pese a que otras marcas se adelantaron en este creciente nicho, lo interesante del modelo coreano es que recoge con lucidez una serie de elementos que logran establecer diferencias, empezando por el diseño, que destaca por la gran parrilla octagonal con diseño de cascada, tal como se aprecia en los SUV de mayor tamaño de la marca asiática.

Los grupos ópticos principales separados, con bordes de colores distintos a la carrocería, sumado a la línea lateral ascendente, el techo bicolor, las llantas de 17’’ y el portalón musculoso completan una personalidad muy interesante, enfocada en personas jóvenes que quieren salir de la monotonía y que se atreven con colores más vivos.

En el interior se aprecia el trabajo y la experiencia de Hyundai, con buena materialidad, utilización de polímeros blandos en la consola y muy correctas terminaciones. Sin duda, una percepción de calidad superior incluso a lo que nos encontramos en los SUV que le siguen en tamaño, como el Creta.

Venue

En términos de conectividad, otro aspecto clave para buena parte de los usuarios es la presencia de una pantalla flotante de 8” en el centro del panel, que le entrega la tecnología que se exige, permitiendo enlazarse con sencillez a sistemas Apple CarPlay o Android Auto. Por si fuese poco, los mandos en el volante nos permiten manejar con más precaución.

» Equipado y funcional

Si todo lo estético anda bien, faltaba por comprobar que en el andar funcionase todo igual. Y arrancamos sin problemas, con una buena posición de manejo, la clásica altura que entrega sensación de seguridad, aunque los asientos no son tan envolventes.

En movimiento, nos encontramos con un trabajo que apunta al confort de marcha, que permite un viaje suave y con buena aislación, aunque cuando exigimos el motor se traspasa más ruido del esperado. Y no ocurre en pocas ocasiones, puesto que el Venue cuenta con un motor de 1.6 litros que desarrolla 123 Hp y 151 Nm de par (el mismo del Accent), al cual en varias ocasiones se le debe exigir sobre las 3.500 rpm para que muestre su mayor fuerza. La caja automática de seis marchas tampoco le facilita la elasticidad y eso se nota cuando debemos salir con rapidez desde cero o al hacer adelantamientos repentinos. Ahí encontramos menos agilidad de la que nos gustaría.

Venue

En contraste, vale decir que el sistema de suspensión es muy cómodo, copiando con facilidad los baches y sin grandes rebotes que se traspasen al habitáculo. Además, los 195 mm de despeje del suelo le permiten sortear los obstáculos de la ciudad sin incomodarse.

Y si bien se ofrece solo con tracción delantera, como elemento diferenciador cuenta con un selector que dispone de tres modos de manejo (Sport, Eco y Normal) y tres tipos de tracción 2WD (Nieve, Barro y Arena), para hacer aún más sencillo y personalizado el manejo.

Venue

Por último, mención especial al nivel de equipamiento en seguridad de nuestra unidad (seis airbags, ABS, EBD, control crucero, sensores, etc.), lo que convierte al Venue en una opción que va más allá de lo estético.

A favor

El diseño juvenil y atrevido con colores que escapan a la monotonía, la comodidad interior, el sistema de suspensión que prioriza el confort de marcha y el equipamiento de seguridad.

En contra

La relación entre el motor y la caja no entrega la agilidad que nos gustaría, no tiene una aceleración inmediata y hay que tomar su tiempo y recaudo antes de hacer adelantamientos.

Ficha técnica Hyundai Venue 1.6 AT Premium

» Motor: 1.6 litros

» Potencia: 123 Hp

» Torque: 151 Nm

» Caja: AT 6 vel.

» Largo: 4.040 mm

» Maletero: 350 litros

» Tracción: 2WD

» Precio: $ 13.890.000

Fuente: La Tercera

Read more